miércoles, 18 de noviembre de 2009

Obama en China

Vaya vaya con Barack, parece ser que no va a ser el Mesías que iba a resolver todos los problemas del mundo de un plumazo. Al final va a resultar que es un político como los demás que dice lo que conviene en cada momento, sobre todo lo que conviene a los grandes capitales. ¿Pues no llega el tío a China y suelta que nos vayamos olvidando de sacar nada concreto de la cumbre del clima de Copenhague? Y se quedó tan pancho.


Bueno también dijo perlitas como que considera que Tibet y Taiwan forman parte de China. Aunque no sé de que me extraño si este tío fue el mismo que rechazó recibir al Dalai Lama. Estarán los progres que se tiran de los pelos, su mesías mestizo haciéndole el juego a la mayor dictadura del mundo a cambio de un buen puñado de dólares.

Ah, que dicen por ahí que también pidió más libertad de expresión. Pues genial, eso también lo hizo Jorgito Bush en su día y que yo sepa era un tipo malísimo. ¿A ver si al final no era mucho peor que éste?

3 comentarios:

mangeles dijo...

Si ya le recomendé yo al Lendakari Patxi López, que en vez de euskera (que es muy díficil), aprendiera chino, por el mismo esfuerzo....

Besos Biruvito

Pd. : Ni caso me ha hecho el Sr. Lendakari, claro....

nora dijo...

Ufff ... Jorgito Bush ...
Besos**

Biruvito dijo...

@mangeles, le preguntaré a una amiga mía que trabaja en su gabinete a ver si es verdad

@nora, besos