jueves, 10 de junio de 2010

Lo de Manolo Lama y el mendigo

Lo ha visto ya toda España, Manolo Lama, en una conexión en directo con Hamburgo antes de la final de la Europa Leage, mete la pata hasta el fondo. Ve a un mendigo y en un tono medio jocoso pide a la gente que le ayude dándole limosma, pero se le va la medio broma de las manos y los cabrones de turno se pasan de graciosos haciendo como que le tiran móviles y tarjetas de crédito para luego quitárselos y dejar al pobre mendigo burlado.



Que conste que yo creo que Manolo Lama no tenía mala intención en lo que hizo. Según ha contado él mismo, justo antes de la conexión vió al mendigo y se le ocurrió que podría hacer algo por él. Lo malo es que no se lo pensó dos veces, porque entre el tono medio jocoso que le da él a todo y la panda de descebrados borrachos que había detrás se le fue la broma de las manos. Y él se tenía que haber dado cuenta de ello. Y tal vez fuera peor que una vez hecho los del estudio intentaran cubrirlo con risas para no echar más leña al fuego. Pero claro, ya era demasiado tarde.

Yo he escuchado muchas veces a Manolo Lama y estoy seguro de que él no lo hizo con mala intención porque no es de los que se mofa de los necesitados. Realmente, los que se ríen del mendigo son los hijos de puta que le empiezan a echar móviles y tarjetas de crédito. Manolo sólo es culpable de haber prendido llama y no haber sabido apagar el incendio. Tal vez no sea poco, pero tampoco es para el linchamiento público al que le están sometiendo al pobre hombre que ya ha pedido disculpas mil veces sin que nadie le haga ni caso.



Está claro que mucha gente le tenía ganas, porque es un tío con éxito y por su estilo entre campechano y directo que no es del gusto de todos. Además, si tienes que estar mucho tiempo hablando, como le pasa a él durante las retrasmisiones, acabas diciendo algo que incomoda al personal, sobre todo si te gusta lo políticamente incorrecto y la sorna. A Manolo Lama le gusta mucho el vacileo (y es que además lo hace muy bien) pero eso tiene un peligro, que un día, en un resbalón involuntario traspasas la fina línea entre el vacile y lo ofensivo y entonces tus enemigos, que llevan esperando el momento mucho tiempo, caen sobre tí como buitres hambrientos. Es lo que tenemos que padecer los vacilones.

Pero de ahí a que te conviertan en el humilla-pobres nacional, con reportajes en la tele alemana incluídos va un buen trecho. Sobre todo, cuando el deporte nacional es reírse de los feos, los tontos y los pobres, y si no qué coño son programas como El semáforo del adorado Chicho Ibañez Serrador, las apariciones de Cárdenas en Crónicas Marcianas o el programa de Callejeros de los progres de Cuatro.

Manolo, no te amohínes, los vacilones del mundo estamos contigo!!

3 comentarios:

nora dijo...

El video me lo pasó hace varias semanas un español que está en Tokyo para que lo publicara en el blog ... pero no lo hice, ya sabes por qué :)
Aunque no conozco a Manolo Lama, pienso igual que tú, que prendió llama pero no pudo apagar el incendio.
Besitos**

egoitzmoreno.com dijo...

Que le den por el culo. A Lama, digo. Y súmalo al listado de hijos de puta que pones al final del post.

Ves un mendigo, y lo sacas por la tele. Eso te hace merecedor de un puñetazo, que la buena intención o la educación a los hijos me la creo si quiero.

La intención era hacer la gracia y ganar dinero para que sus hijos vayan por ahí presumiendo de padre famoso.

A la mierda.

Y un saludo para usted.

Biruvito dijo...

@nora, eso es, habrá que llamarle Manolo Llamas, besitos**

@egotizmoreno, te vas a poner fino a dar puñetazos. Un saludo para tí también.