domingo, 2 de mayo de 2010

La brecha económica

Esto de la crisis es una cosa curiosa, el paro por las nubes, la economía hecha un cisco y sin embargo vas a tomar una copa o a un restaurante y está aquello que no cabe un alfiler. ¿Cómo puede ser ésto? Pues muy fácil porque, aunque la crisis sea profunda y amplia, no alcanza a todos por igual.


Si eres joven, está en el paro, eres eventual o autónomo puedes darte por jodido. No hay empleos nuevos y cuando los hay existe una competencia brutal que hace que las condiciones sean malas: precariedad, salarios bajos y si eres autónomo, ni siquiera prestación por desempleo.

Sin embargo hay gente que vive igual o mejor que antes de la crisis, todos aquellos que han mantenido sus salarios, incluso congelados, tienen ahora mismo más poder adquisitivo que antes, ya que los pisos han bajado y los precios más o menos también. Así que si vives de la teta pública, eres funcionario, prejubilado de una gran empresa o tienes un puestazo en una de esas fábricas donde los sindicatos mandan más que nadie, felicidades porque el mundo es tuyo.A tí eso de las denegaciones de crédito, los apuros a final de mes y las protestas del populacho te pilla muy lejos.

Y lo mejor de todo es que todos esos están viviendo gracias al dinero de los demás, de los impuestos a los que fríen a los pequeños comerciantes, el IVA de los autónomos y el IRPF de los currelas de turno que se pringan para que tú puedas ir a gusto al restaurante de moda y decir aquello de: "y luego dicen que hay crisis!"

3 comentarios:

enekochan dijo...

Pues ayer en el Azkena no se podía ni pedir. Estaba a rebentar. Me fui pa'casa en seguida.

mya dijo...

Eso, eso.

Biruvito dijo...

@enekochan, eran todos funcionarios!!

@mya, eso